Aromaterapia

La aromaterapia es la ciencia (y el arte) de usar los aceites extraídos de plantas aromáticas para mejorar la salud, el bienestar y la belleza. Mediante el uso de aceites esenciales terapéuticamente se puede tratar una amplia gama de problemas: estrés,  insomnio, calambres menstruales, acné, depresión y fatiga. Los aceites esenciales (también conocidos como esencias) se obtienen de la destilación de hierbas, plantas y flores. Todos ellos tienen diferentes efectos terapéuticos en el cuerpo. La aromaterapia tiene una larga historia en el antiguo Egipto, China y la India.

Puede que ni siquiera se dé cuenta de que ya utiliza la aromaterapia. Cuando se quema una vela perfumada está practicando la aromaterapia. Cuando usted camina por un jardín fragante con flores que empiezan a florecer está practicando aromaterapia. Casi todos los productos para el cuidado del cuerpo y el baño que utilizamos contienen algún tipo de aceites esenciales, la base de la aromaterapia.

El poder del olor en la salud

La gente a menudo no se da cuenta lo fuertemente que pueden afectarnos  los olores. El olor del pan hecho en casa o del mar puede traer de vuelta recuerdos de tiempos antiguos, de momentos felices o de malos momentos. Esto es porque el sentido del olfato está relacionado con la parte del cerebro que tiene que ver con nuestras emociones. Los olores tienen un poderoso efecto sobre nuestro estado de ánimo. La adición de diferentes aceites esenciales para un masaje o un baño puede aumentar el efecto relajante o estimulante del masaje o del baño.

Un poco de historia

En el año 400 a. de JC, Hipócrates escribió: "El camino hacia la salud es tener un baño aromático y un masaje perfumado cada día". Hay numerosas referencias a lo largo de la historia al uso de aceites aromáticos. La aromaterapia es un término que fue acuñado por el químico francés llamado Rene Gattefosse, en la década de 1920. Varios años antes se había percatado de los efectos terapéuticos de los aceites esenciales después de quemarse la mano gravemente mientras trabajaba en su laboratorio, y sin querer sumergió la mano en aceite de lavanda. Su mano sanó muy rápidamente y no le dejó cicatrices (así lo dice la historia).

Investigación sobre aromaterapia

La investigación en la década de 1990 atestigua la fuerza de esta terapia. El Dr. Gary Schwartz, profesor de psicología y psiquiatría de la Universidad de Yale, descubrió que ciertos olores pueden disminuir la presión arterial. El olor de las manzanas con especias ha demostrado ser particularmente eficaz,  bajó la presión arterial de un grupo de voluntarios sanos en un promedio de tres a cinco puntos. Otra investigación científica ha demostrado que los olores agradables como el durazno y la ciruela pueden reducir el dolor, y que los aceites esenciales pueden cambiar los estados de ánimo: jazmín, ylang-ylang y la menta pueden mejorar la  depresión; el geranio y bergamota aliviar la ansiedad, y la rosa y el clavel restaurar la energía.

Los aceites esenciales son una mezcla compleja de productos químicos con muchas propiedades diferentes. Además de afectar el estado de ánimo, algunos son antibacterianos, antisépticos o anti-inflamatorios.
La diversidad de las propiedades de los aceites esenciales puede causar confusión. Un solo aceite puede ser utilizado como calmante y estimulante. Esto parece una contradicción, lo que haría que algunos escépticos se olvidaran de la aromaterapia. Sin embargo, alguien que sufre de tensión nerviosa primero podría ser calmado por el olor y, una vez liberado de la tensión, recuperar su energía natural y sentirse renovado y lleno de energía.

Compra de aceites esenciales

El precio de los aceites esenciales es muy variable. Por lo que pagaríamos por una pequeña cantidad de aceite de lavanda es posible sólo conseguir una mínima fracción de aceite de rosas. Esto es debido a que por cierta cantidad de kilos de pétalos de rosa se puede producir  un litro de aceite de rosa, mientras que por la misma cantidad de flores de lavanda se puede conseguir cerca de 6 litros de aceite esencial de lavanda. La mayoría de las tiendas naturistas venden aceites esenciales. Siempre deben ser vendidos en botellas de vidrio marrón (a veces azul cobalto) para que la luz no los dañe y altere químicamente. Se venden en pequeñas cantidades, ya que con sólo de 3 a 5 gotas es suficiente.

Los aceites de mezcla o "aceite portador"

Los aceites esenciales están muy concentrados y siempre deben ser diluidos, de lo contrario pueden picar e incluso causar alergias. Para usarlos durante un masaje, usted necesita para diluirlos un aceite portador. Los aceites portadores más comúnmente utilizados son la almendra, oliva, soya, semilla de uva, aguacate, avellanas, melocotón y aceite de germen de trigo. Muchos de estos son muy caros. El aceite de germen de trigo es rico en vitamina E y actúa como un antioxidante, aunque es un poco grueso y pesado. Para diluir el aceite esencial, mezcle una a tres gotas con una cucharadita de 5 ml de aceite portador (la mayoría de los aceites esenciales tienen sus indicaciones en la etiqueta). Si usted quiere hacer una cantidad más grande puede añadir de 15 a 30 gotas en 50 ml de aceite portador. Es recomendable usar una  mezcla más diluida para la piel sensible y para la cara.

Los aceites esenciales no son muy aceitosos, pero son líquidos muy volátiles que se evaporan rápidamente después de su uso. Protéjalos junto con  su aceite de masaje en un lugar fresco y oscuro, en frascos herméticos.
Ahora usted se estará preguntando, ¿no es esto todo un poco engorroso? En realidad no. Hoy en día hay maravillosos productos en el mercado que ya están mezclados. Lea las etiquetas para ver lo que hay en ellos y asegúrese de que lo pueda utilizar como loción para el cuerpo antes de comprarlos. También hay disponibles aceites de baño para cualquier estado de ánimo que quiera crear en su baño. Sólo asegúrese de comprar los productos que estén reservados de la luz o en botellas de color azul o marrón, ya que los aceites esenciales cambian sus propiedades cuando se exponen a la luz.

Las velas de aceites esenciales se han vuelto muy populares, pero no son tan eficaces como una loción o aceite esencial con su aceite portador. Si usted está embarazada o amamantando, consulte con su ginecólogo antes de utilizar cualquier producto en cuya composición esté un aceite esencial.

Pautas importantes para el uso de aceites esenciales

  • Mantenga los aceites fuera de las mucosas y de los ojos.
  • No los use por debajo de su cintura.
  • Si usted tiene piel sensible, pruebe un poco de aceite en una pequeña porción de piel -en su codo por ejemplo-, antes de usarlo. Espere 24 horas, si aparece irritación, enrojecimiento, picazón, o ardor, usted no debería usar ese aceite.
  • Cuando se utiliza la aromaterapia en niños de seis a doce años de edad y ancianos, todas las dosis deberían ser la mitad que utilizaríamos para un adulto. Si usted tiene alguna pregunta, consulte con su proveedor o profesional de salud sobre si es seguro para una persona anciana o enferma. La mayoría de los médicos no aconsejan el uso de aceites esenciales en los niños.
  • No utilice aceites esenciales si usted tiene presión arterial alta o está tomando medicamentos para la presión arterial alta. En caso de duda, pregunte a su médico.
  • Y, por supuesto, nunca tome los aceites esenciales por vía oral directamente

Temas relacionados:
Aromaterapia: Aceites esenciales

Artículos sobre diferentes aceites esenciales

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.