Más de 100 consejos para una alimentación saludable

En SaludBio hemos escrito mucho sobre lo qué es la alimentación saludable y cómo es la base principal para la prevención de la enfermedad, además de la principal fuente de recuperación de la salud. Sin embargo, en este artículo vamos a resumir todo lo dicho con una serie de consejos escritos a manera de notas breves y directas.

El seguir estos consejos de alimentación saludable ha sido clave para que muchas personas recuperen su salud con la medicina natural.

Es cierto que hay que hacer un esfuerzo por cumplir con muchos de estos consejos, pero la SALUD bien vale un esfuerzo para que nos permita seguir con nuestras muchas actividades diarias.

Consejos para una alimentación saludable

  • Olvídese de los alimentos procesados y envasados. Tire el abrelatas a la basura en cuanto pueda. Consuma sus alimentos tal y como la naturaleza se los proporciona.
  • Nuestros alimentos son la principal fuente de energía, de calor, de construcción de tejidos, de manera que busque alimentos de la mejor calidad para tener un organismo de buena calidad.
  • Si su bolsillo se lo permite, consuma alimentos de cultivo ecológico. Si puede, cultive usted mismo sus alimentos.
  • No solo vale consumir alimentos de buena calidad, sino los adecuados según nuestras necesidades personales.
  • Lo importante no es solo lo que comemos, sino lo que digerimos; por lo tanto cuide su digestión.
  • Ningún ser humano puede hacer un alimento que supere al que Dios ha creado.
  • Evite que sus alimentos contengan aditivos, conservantes, o sustancias adulterantes hasta donde pueda.
  • Procure que sus alimentos contengan el menor número posible de especias. Para sazonar los alimentos utilice hierbas.
  • Los alimentos deben ser tan integrales como sea posible. Aléjese de los alimentos refinados o blanqueados. Si al arroz le quita la cascarilla, lo priva de la vitamina B y el silicio necesarios para el sistema nervioso y el cerebro.
  • Si desea tener un organismo sano y equilibrado consuma alimentos en proporciones equilibradas y con gran variedad.
  • ¡Qué su plato principal en la comida del mediodía sea una gran ensalada cruda!
  • ¡Cuántos más colores haya entre los alimentos de su plato mejor para usted!
  • ¡Cuántos más alimentos crudos naturales consuma más sano estará!
  • Todos los días consuma una buena proteína.

  • Para los no vegetarianos, una buena proteína es la carne magra. Pero no coma nada de carne grasienta ni de carne de cerdo.
  • Otra buena proteína es el pescado. Pero el mejor es el que tiene aletas y escamas. Olvídese del marisco, moluscos y de los peces muy grandes de tamaño.
  • No coma carne o pescado más de dos o tres veces en una semana.
  • Otra proteína buena son los huevos; pero nunca fritos ni cocidos. Los mejores son los escalfados, pasados por agua, o bien crudos si se prefiere.
  • Otra excelente fuente de proteínas son los frutos secos. Las almendras son las mejores.
  • Cuando coma frutos secos crudos sería sabio acompañarlos con una manzana jugosa.
  • Otra fuente de proteínas son las semillas crudas. Las semillas de sésamo y de girasol son las mejores.
  • Otra buena fuente de proteínas son las legumbres. Las lentejas y las judías pintas son las mejores por ser más alcalinas.
  • Todos los días consuma un buen hidrato de carbono

  • Los mejores hidratos o almidones son: el centeno, el arroz integral, el mijo y el maíz amarillo, la avena. Consúmalos cocidos (al vapor), en forma de cereal. Estos hidratos de carbono no le producirán mucha mucosidad y flemas y no harán que aumentemos de peso.
  • Otros buenos almidones son: las patatas, las batatas y el alforfón.
  • El plátano al horno o muy maduro es otro buen almidón, así como la cebada, las calabacitas y el pan de maíz.
  • Consuma poco pan. Para los enfermos el pan está prohibido.
  • El pan integral siempre es mucho mejor que el pan blanco de harina refinada. Este no lo consuma ni estando sano.
  • El trigo incrementa la grasa en el cuerpo, el centeno desarrolla los músculos.
  • Si usted consume muchos alimentos cuya base es la harina su cuerpo se ha moldeado según este tipo de alimento, cambie a los alimentos naturales y su cuerpo se amoldará a lo bueno.
  • Muchas personas elaboran sus comidas en torno al pan. ¡No lo haga!
  • Limite la cantidad de pan al día a una o dos rebanadas, o menos.
  • Diariamente consuma seis vegetales crudos, cocidos o en jugo

  • Todos los días coma como mínimo dos piezas de fruta
  • Evite tomar cítricos no bien maduros. Pueden incrementar la actividad de los ácidos del cuerpo y provocan una eliminación alta que su cuerpo tal vez no pueda controlar.
  • Los cítricos pueden producir dolor en las articulaciones de las personas con trastornos artríticos o problemas reumáticos.
  • Los cítricos pueden producir, sino están maduros irritación estomacal.
  • Evite la lechuga iceberg. Consuma la lechuga más verde y de hoja larga. Contiene 80 veces más clorofila que la anterior.
  • Tome alimentos con clorofila, la “sangre de las plantas”. Todas las personas anémicas lo necesitan.
  • La clorofila contiene mucho hierro y potasio. El potasio neutraliza los ácidos del organismo.
  • Sus comidas deben ser variadas. No coma el mismo alimento todos los días.
  • Procure que sus alimentos no se parezcan a los de las cafeterías o establecimientos de comida rápida.
  • Las patatas al horno son  mejor que las patatas fritas. Cuando coma patatas cómase su cáscara, tiene mucho potasio.
  • El azúcar blanco no lo use. En su lugar utilice, sirope, azúcar morena, melaza o miel.
  • Evite los edulcorantes o le que de sabores artificiales a sus alimentos. No contienen sustancias nutritivas.
  • Qué el 80% de sus alimentos sean alcalinos.
  • Qué el 20% de sus alimentos sean ácidos.
  • Coma 6 verduras, dos frutas, una proteína y un hidrato de carbono cada día.
  • Si le gusta la leche, que sea de cabra.
  • Ajos, cebollas y limones no pueden faltar en su alimentación.
  • Beba agua pura no tratada.

  • Nunca tome agua helada ni bebidas congeladas, sobre todo antes de las comidas, pues contraen los tejidos del estómago y no permiten que los jugos gástricos cumplan correctamente con su función.
  • Procure no tomar agua comiendo. El agua tiende a diluir los jugos gástricos. Si siente una necesidad imperiosa de beber, beba. Acostúmbrese a beber media hora antes de empezar a comer o una o dos horas después.
  • Las bebidas gaseosas están de más en la alimentación.
  • La cocina es un enemigo de la salud. Cocine lo menos posible

  • Cocine al vapor, al horno o a la parrilla. Nunca fría los alimentos. Cuánto menos alimentos cocinados consuma mejor para usted.
  • Si cocina los alimentos use utensilios de acero inoxidable, barro o de bajo uso del fuego.
  • Mastique los alimentos completamente. Su digestión será más fácil.
  • Coma despacio.
  • Coma con suficiente tiempo. Y cuando esté comiendo, coma con una actitud alegre, positiva. No coma viendo las noticias de la televisión. Mejor todavía, no coma viendo tele.
  • No consuma postres con la comida. Como mucho dos a la semana.
  • El mejor postre es una buena manzana.
  • Si quiere depurar y limpiar su organismo después de un exceso recuerde: forme una comida sólo de frutas, una o dos veces por semana.
  • Deje descansar a su estómago. Un día al mes tome solo licuados. Si desea perder peso, una vez a la semana.
  • Los mejores bocadillos para los niños: dátiles con nueces; almendras con manzana; pasas; semillas de girasol crudas y las frutas.
  • Los frutos secos siempre cómalos crudos.
  • Las frutas secas dulces las puede tomar con leche de soja o de avena
  • Prohibido freír el aceite. También es mejor no hervirlo. Mejor siempre en crudo.
  • Tome remolacha rallada en la ensalada, le servirá de suave laxante y le ayudará a limpiar su hígado.
  • Consuma alimentos de la época del año.
  • Para mantener una buena salud es necesario siempre tener un buen recuento sanguíneo, por lo tanto, consuma alimentos ricos en hierro: zarzamoras, bayas negras, cerezas negras y vegetales verdes.
  • Un buen laxante en su alimentación: semillas de lino molidas remojadas previamente en una taza de agua. Las puede tomar en el desayuno o con un cereal.
  • Los alimentos ya contienen sodio, de modo que no abuse de la sal. La mejor, la sal del Himalaya.
  • La leche de  soja en polvo es una buena proteína. La puede utilizar como base para numerosas bebidas saludables (batidos, licuados), desayuno, etc.
  • Un buen sustituto de la leche de vaca son: leche de almendras, leche de soja, leche de avena y leche de arroz.
  • No olvide que los batidos son un excelente complemento para su salud.
  • Un buen batido muy saludable para los niños y mayores: leche de soja,  un poco de aguacate, sirope de arce y una cucharadita de mantequilla de nueces. Todo bien mezclado.
  • Si desea conservar alimentos, el mejor método es la congelación.
  • En caso de crisis económica los mejores alimentos son: nueces y semillas, semillas para germinar, bayas negras, miel, vegetales verdes y los siguientes cereales: arroz integral, centeno, mijo y maíz. Con estos alimentos mantendrá la salud aunque no tenga mucho económicamente.
  • No coma demasiado, le matará silenciosamente.
  • Combine los alimentos correctamente

  • No mezcle proteínas e hidratos. No mezcle ácidos con hidratos. La fruta mejor sola. La verdura con todo menos con lo dulce.
  • Use semillas germinadas en su alimentación. Son una fuente extraordinaria de vitaminas y proteínas.
  • Acostúmbrese a tomar zumos o jugos hechos por usted.
  • Los licuados de hortalizas y verduras son una gran fuente de minerales.
  • Los licuados de frutas son una excelente fuente de vitaminas y azúcares de fácil asimilación.
  • Tome todos los días un zumo o licuado o de frutas o verduras alternando.
  • No mezcle en los licuados frutas y hortalizas. Salvo la manzana y la zanahoria (sirven para cualquier zumo), separe las frutas y hortalizas.
  • Empiece el día con un zumo de fruta jugosa
  • Mejor no mezcle fruta acida con fruta dulce.
  • Tome siempre primero la fruta ácida, la última la dulce.
  • Los melones o las sandías es mejor tomarlos solos.

Es necesario perseverar con este tipo de alimentación para que podamos ver los resultados. No pensemos como en una ocasión un paciente le dijo al doctor Bernard Jensen: “Doctor hace unas semanas me comí una ensalada y no me ha servido para nada”. ¡No desista en alimentarse saludablemente y verá los resultados!

Temas relacionados
Las leyes de curación por medio de los alimentos
La combinación de los alimentos
Dieta para la Salud 
Jugos de frutas y hortalizas - Lo mejor para la salud
Frutas y verduras de temporada

Comentarios

he leido todo muy interesante,lo voy a tener en cuenta y lo voy hacer,si me quiere sugerir algo mas le le estare muy agradecida

Nunca había leído un artículo tan completo acerca de una buena alimentación . El decir que

" Ningún ser humano puede hacer un alimento que supere al que Dios ha creado", sencillamente me cautivó, porque he visto que la miel,por ej. no necesita refrigeración. El aceite de oliva, tampoco tiene rival y así le enumeraría muchos..! Felicito a la persona que redactó este artículo y que Dios lo bendiga..!!

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.