eBook SaludBioeBooks varios SaludBio

Alcachofa - Propiedades

La Cynara Scolmuys (alcachofa) es de todos conocidos como una hortaliza de la que utilizamos sus capítulos carnosos o alcachofa, como alimento. Pero es en las hojas, tallo y raíz de la alcachofera donde se encuentran concentrados los principios activos y sustancias amargas que le confieren sus propiedades coleréticas, diuréticas y hepatoprotectoras, lo que hace que la alcachofa sea una planta medicinal de efectos beneficiosos para las funciones del hígado.

Las alcachofas como alimento o en extracto son de esos grandes alimentos medicamentos para el aparato digestivo y hepato-biliar.

La palabra alcachofa se deriva del árabe "Ardy shuky", que literalmente tiene el significado “mi piso tiene espinas”.

La alcachofa es una planta perenne originaria del sur de Europa, en el Mediterráneo.

La alcachofa crece hasta 1,5 a 2 m de alto. Las flores se desarrollan en una gran cabeza de un tallo comestible de 8.15 cm de diámetro con numerosas escamas triangulares, los floretes individuales son de color púrpura.

La temporada alta para la recolección de alcachofa es la primavera, pero siguen siendo recolectadas durante todo el verano, con otro periodo máximo de recolección a mediados de otoño. Las alcachofas son perennes, y producen la flor comestible sólo durante el segundo año y siguientes. Se requiere un buen suelo, riego regular y los nutrientes apropiados, además de estar protegidas contra las heladas del invierno. Los chupones se pueden plantar cada año para que los ejemplares maduros sean eliminados después de algunos años, ya que cada planta sólo vive unos cuantos años.

Composición de la alcachofa

Su actividad es debida principalmente a su contenido en sales minerales, especialmente de manganeso, vitamina A, B1, B2, C y enzimas (amilasas, invertasas, catalasas, oxidasas, cinarasas, ascorbinasas) y a los principios amargos, mucílagos y sustancias pépticas. Del poder de algunos de estos fermentos es representativo la cinarosa, o cinarina, sustancia activa especial descubierta en 1934 al aislarla y cristalizarla de la alcachofa, que actúa directamente sobre las bilis y la circulación sanguínea, y que a una disolución 1:150.000 es capaz de cuajar la leche.

Propiedades de la alcachofa

La función hepato-biliar es fundamental no solo en el proceso de la digestión elaborando la bilis y las sales biliares, sino también porque el hígado es el órgano que recibe las sustancias nutritivas absorbidas directamente a través de las vellosidades intestinales, para reelaborarlas o acumularlas según las necesidades fisiológicas de nuestro organismo. Por esta causa algunos fisiólogos se refieren al hígado como el laboratorio del organismo encargado de funciones tan vitales como el enriquecimiento de la sangre, la eliminación de toxinas y propiciador de una adecuada digestión.

El efecto de la alcachofa sobre el hígado provoca una regularización de sus funciones, sobre todo la formación de bilis (efecto colerético) y las funciones antitóxicas del hígado. Además regula y facilita la secreción de bilis (efecto colagogo) y al mismo tiempo alivia las molestias derivadas de los éstasis hepáticos, como son las presiones y dolores de vientre, vómitos, mareos, flatulencia, vértigos, alteraciones intestinales (diarrea, atonía, estreñimiento) y el prurito rectal. Además ejerce una acción reguladora sobre el riñón, facilitando la eliminación del agua y producto de desecho.

Los principios activos de la alcachofa tienen la propiedad de provocar un aumento de los ésteres del colesterol en la sangre, a expensas del colesterol depositado en los tejidos (arterias), con lo que se facilita su eliminación, lo que se traduce en un marcado efecto protector contra la arteriosclerosis.

Resumen de las Propiedades de las alcachofas – Uso medicinal

Desde el siglo 20, la alcachofa se ha utilizado tradicionalmente como alimento y como planta medicinal.

  • Las alcachofas tienen una actividad antioxidante de gran alcance.
  • Las hojas de alcachofa son utilizadas por muchas personas en relación con las molestias gastrointestinales derivadas de la deficiencia de bilis (en el hígado y la vesícula biliar), así como para estimular el apetito y la diuresis.

  • Los extractos de alcachofa son útiles cuando se utilizan en relación con la disfunción hepato-biliar y problemas digestivos, derivados de sensación de plenitud, pérdida de apetito, náuseas y dolor abdominal.
  • La alcachofa en extracto seco se recomienda a pacientes con hiperlipoproteinemia y para la posible prevención de las enfermedades vasculares.

  • Las alcachofas tienen un efecto similar al de algunos medicamentos para bajar el colesterol alto.
  • Los extractos de alcachofa eliminan la posible formación de colesterol, al inhibir la enzima responsable de su formación.

  • Las alcachofas contienen compuestos fenólicos con efectos protectores sobre las células que están expuestas a estrés oxidativo.
  • La alcachofa también se ha utilizado para restaurar la función del hígado cuando está dañado.

  • Otro uso del extracto de alcachofa se relaciona en el tratamiento del síndrome de intestino irritable.

Indicaciones de las alcachofas

De modo que el consumo regular de alcachofas resulta ideal para recuperar o mejorar el rendimiento de nuestra glándula hepática por su acción colerética. En casos de insuficiencia hepática, dispepsias, flatulencias. Estados carenciales por deficiente absorción alimenticia por mal funcionamiento en la digestión de las grasas y proteínas. También son recomendables en la ictericia, albuminuria crónica, anemias postoperatorias, arteriosclerosis, así como en algunas enfermedades de la piel o intolerancia a productos lácteos.

Principales indicaciones de la alcachofa como complemento alimenticio

Disquinesia biliar, litiasis biliar, colelitiasis, colon irritable, hiperlipidemia, arterioesclerosis, anorexia, dispepsia,e tc.

Usos de la alcachofa en la cocina

Los corazones de las alcachofas pequeñas para aprovecharnos al máximo de sus propiedades y nutrientes se deben comer crudos en ensaladas.

Las alcachofas grandes se pueden rellenar con otros alimentos y se consumen al horno o adornadas con huevos escalfados. En rodajas se pueden utilizar como guarnición de pasta, pizza, o tortillas.

Las alcachofas pequeñas pueden ser fritas en su totalidad, en escabeche, al vapor y usarlas en las ensaladas. Al vapor también se pueden utilizar las alcachofas con pollo asado, ternera, cordero, u otros platos.

Precauciones sobre las alcachofas

Algunas personas pueden ser alérgicas a las alcachofas. Consulte a su médico si está embarazada o dando de mamar. No se deben consumir por niños menores de 2 años sin la recomendación del doctor. Tampoco consuma alcachofas si se ha producido una obstrucción del conducto biliar.

Para más información sobre alimentos y sus efectos para la salud visite nuestra sección: Propiedades de los alimentos

Libro SaludBio

Comentarios

tengo un familiar con cirrosis hepatica puede y le ayuda tomar ampolletas de alcachofa?

tengo un familiar con cirrosis hepatica puede y le ayuda tomar ampolletas de alcachofa?

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
CAPTCHA
Esta pregunta se hace para comprobar que es usted una persona real e impedir el envío automatizado de mensajes basura.
CAPTCHA de imagen
Introduzca los caracteres mostrados en la imagen.